SAN LUIS - Con el mejor récord de la Liga Nacional a medio camino de la temporada, los Cachorros no necesitan más confirmación de su calidad. Sin embargo, recibieron otra afirmación de su gran nivel al contar con siete jugadores de su roster en el Juego de Estrellas.

Eso significa el 28% del roster activo.

Los campeones defensores Medias Rojas también contaron con siete convocados, pero el dominicano David Ortiz no jugará, debido a una lesión. También está lastimado el quisqueyano Alfonso Soriano, así que Chicago podría enviar a solamente seis a Nueva York. De cualquier forma, el apoyo a las candidaturas de los Cachorros refleja lo que ya ha logrado este equipo en la primera mitad de la presente campaña.

Claro, podría haber quejas sobre algunas de las selecciones hechas por los fanáticos, pero los mismos Cachorros abogarían por más de sus compañeros en el Clásico de Media Temporada.

Entre lo debatible, se puede incluir a Soriano, que ha jugado en apenas 51 partidos y puede que no esté disponible para participar en el Juego de Estrellas. El japonés Kosuke Fukudome ha sido una buena adición para Chicago. Domina bien los fundamentos, es paciente y selectivo en el plato y ha aportado en más de un puesto en el lineup de los Cachorros. Pero últimamente no ha rendido tanto al bate, y su producción de carreras no necesariamente le amerita un puesto titular en los jardines.

No puede haber discusión alguna acerca de la selección del receptor boricua Geovany Soto, con todo y que tuvo que superar a dos catchers bien talentosos, Russell Martin de los Dodgers y Brian McCann de los Bravos.

"Ha hecho gran trabajo, no sólo al bate, sino en el manejo de nuestro cuerpo monticular", dijo el manager de los Cachorros, Lou Piniella. "Es buen muchacho y trabaja fuerte, y tiene mucho orgullo en lo que hace con los pitchers. Y obviamente tiene talento con el bate."

Generalmente se cuestiona menos las selecciones hechas por los jugadores, y en ese proceso llegaron el cerrador Kerry Wood, el abridor Ryan Dempster y el tercera base dominicano Aramis Ramírez. El abridor venezolano Carlos Zambrano fue convocado por el manager de la Liga Nacional, Clint Hurdle. Wood es tremenda historia, luego de las lesiones y cómo se ha establecido como taponero, y el hecho de que esencialmente Wood y Dempster han cambiado de papel hace que sus selecciones sean más interesantes.

Los jugadores de Chicago seleccionados en forma unánime coincidieron en que Mark DeRosa debió ser convocado también, y algunos sugirieron que también tenían méritos el torpedero Ryan Theriot y el primera base Derrek Lee.

Entonces, cuando lo ves todo en su debido contexto, siete jugadores en el Juego de Estrellas no es algo fuera de lugar para el mejor equipo de la Liga Nacional.

Pero, ¿qué hay para el futuro de los Cachorros, aparte del Juego de Estrellas? Chicago ha pasado por un momento difícil, sin Soriano durante casi un mes, sin Zambrano durante un período de dos semanas y haciendo algunos viajes largos y difíciles.

"Ha sido un trecho medio duro, no sólo con las lesiones, sino con los viajes", dijo Piniella." Pretendemos mejorar ahora. No me refiero a las posiciones, sino al récord de ganados y perdidos."

De un apogeo de 45-25 el 15 de junio, los Cachorros han jugado para 8-11 desde entonces. Pero hay excusas razonables. Hora, el panorama luce un poco más alentador. En el bullpen, el relevista dominicano Carlos Mármol, imbateable al principio de la temporada, sufrió un trecho difícil pero ahora lanzó bien en la serie vs. los Cardenales. Bob Howry se ha visto confiable, y Neal Cotts ha hecho un aporte valioso como único zurdo del relevo.

Además, después del Juego de Estrellas Chicago debe de contar con un Soriano en salud. "Las cosas se ven positivas para nosotros", dijo Piniella. "Pero te digo esto: los tres equipos con mejor récord de la liga están todos en esta división."

Es verdad que la Central ha surgido como la división más difícil de la Nacional, con los Cardenales y los Cerveceros-ahora con CC Sabathia-están a 3.5 juegos y medio de los Cachorros.

Es el récord de 53-36 que habla de la calidad de los Cachorros. Las siete selecciones del Juego de Estrellas dicen que otras personas, dentro del béisbol y por todo el mundo, reconocen el nivel del equipo de Chicago.