NUEVA YORK - Llegando a la temporada del 2008, el dominicano Edinson Vólquez no sabía bien cuál era el rumbo de su carrera en Grandes Ligas, ya que venía de partes de tres temporadas con los Rangers, en las cuales había tenido resultados mixtos tanto en liga menor como en la Gran Carpa.

Sin embargo, luego del canje que lo envió de Texas a Cincinnati a cambio del joven estelar Josh Hamilton, el derecho ha sido toda una revelación de la Liga Nacional, con 12-3 (segundo en el viejo circuito), 2.29 de efectividad (líder de la L.N.) y 126 ponches (tercero).

¿A qué se debe ese cambio de 180 grados? "Es el fruto de todo el trabajo que hice en la temporada muerta", dijo Vólquez durante las actividades del Juego de Estrellas. "Estuve haciendo una buena variedad de ejercicios y acondicionamiento físico, y se están viendo los resultados ahora."

El repertorio de Vólquez se ha visto bien completo en la temporada del 2008, y el dominicano ha sabido usar todos los pitcheos con frecuencia. "Tengo recta, cambio, slider y curva", dijo el nativo de la zona de Barahona, (suroeste de la República Dominicana) que ha otorgado apenas 90 hits y cinco jonrones en 117.2 innings lanzados este año.

Además de estar en buena forma, Vólquez le da mucho crédito a su nuevo manager en los Rojos, Dusty Baker. "Dusty me ha dado mucha confianza", expresó el lanzador de 25 años recién cumplidos. "Él es como un jugador más, se emociona en el dogout, y es como que quiere salir al terreno a jugar."

Se nota que Vólquez está a gusto en su nuevo equipo, y ni hablar de los resultados en el montículo. En Cincinnati, el dominicano ha podido reunirse con su amigo y compatriota, Francisco Cordero, quien firmó con los Rojos como agente libre en el invierno. "Ya nos conocíamos desde los tiempos en Texas", dijo Vólquez. "Nos llevamos muy bien y ahí tenemos mucha confianza."

Gracias al éxito de Vólquez en Cincinnati, se ha comentado mucho sobre el hecho de que el cambio entre Rojos y Rangers ha beneficiado a ambos conjuntos, ya que Hamilton ha sido la sensación de la Liga Americana, con 21 jonrones y 95 empujadas (líder de Grandes Ligas). "Sí, fue un buen cambio", manifestó Vólquez. "Estoy contento por Hamilton."

Están contentos en las dos organizaciones, y del lado de Cincinnati, los Rojos están más que conformes con el joven Vólquez, que se ha convertido un nuevo as de la Liga Nacional.