© 2012 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

10/19/12 8:12 PM ET

Hank no hablará sobre regreso de A-Rod

NUEVA YORK - Hank Steinbrenner dijo que mucha de la culpa de la barrida de Detroit a los Yanquis ha sido dirigida a Alex Rodriguez, y no hablará si la estrella estará de regreso en Nueva York la temporada entrante.

"El fue sólo uno de varios que tuvieron un mal momento en el plato", dijo el copresidente del equipo el viernes durante una entrevista telefónica con The Associated Press. "Por tanto, ¿es justo acusarlo de todo menos del asesinato de Kennedy? No, no es justo, pero ya veremos qué pasa de aquí en adelante".

Los Yanquis le deben al tercera base 114 millones por las siguientes cinco temporadas. Rodriguez, que tiene la capacidad de bloquear cambios, fue sentado en la banca tres partidos en los playoffs y fue bateador emergente en otros tres. A-Rod dijo que quiere quedarse en Nueva York.

"No voy a tocar ese tema en este momento", dijo Steinbrenner.

Con una nómina de 222 millones de dólares, la más alta de las Grandes Ligas, los Yanquis esperan nada menos que 28vo título de la Serie Mundial. Sin embargo, Rodriguez, Robinson Canó, Curtis Granderson, Nick Swisher, Russell Martin y Eric Chávez se combinaron para batear.110 con ocho carreras impulsadas y 57 ponches en nueve partidos de postemporada.

"No fue algo por lo cual estar complacido", dijo Steinbrenner. "Todos están un poco desconcertados y un poco molestos, también. Pero es natural".

Su hermano menor, Hal, el gerente general del equipo y su jefe, emitió un comunicado que combinó alabanzas al equipo y decepción. Citó varias lesiones que los Yanquis tuvieron que superar para ganar la División Este de la Liga Americana con foja de 95-67, el mejor registro de la liga.

"Nos quedamos cortos de nuestra única y constante meta", dijo. "No se equivoquen, este fue un amargo final de temporada, y examinaremos a consciencia nuestra temporada, evaluar nuestras fortalezas y debilidades y haremos lo que sea necesario para mantener nuestra única meta de gana la Serie Mundial de 2013. Grandes equipos --y organizaciones-- utilizan la decepción como motivación para mejoras futuras y el éxito. En los días, semanas y meses subsecuentes planeamos hacer lo que sea necesario para que este equipo regrese a la Serie Mundial".

El cerrador de los Yanquis, el panameño Mariano Rivera, tuvo una lesión en mayo que le hizo perder el resto de la temporada, el lanzador CC Sabathia entró un par de veces a la lista de lesionados, el jardinero izquierdo Brett Gardner se perdió casi la temporada entera, Andy Pettitte estuvo fuera por casi tres meses y el campocorto Derek Jeter se rompió el tobillo en el primer partido de la serie de campeonato de la temporada.

"Quizá nos quedamos cortos auer, pero no sentimos lástima por nosotros y nunca hacemos excusas", dijo Hal Steinbrenner.

Entre los jugadores, sólo Jeter (38), Raúl Ibáñez (40) e Ichiro Suzuki (38) tuvieron buena postemporadas con el bate. Mark Teixeira bateó .281 pero impulsó apenas una carrera.

"En algún momento tendremos que rejuvenecer. Todos los equipos lo hacen", dijo Hank Steinbrenner. "Pero no fue la edad el problema en esta ocasión. Eso es lo que nos tenía algo desconcertados, porque uno debe recordar que Ibáñez y Jeter estuvieron bien. Ellos son los mayores".

Los lanzadores de Nueva York tuvieron un porcentaje de 2.76 en carreras limpias permitidas en la postemporada --más de una carrera por debajo que en la temporada regular.

"Nuestro pitcheo fue bastante bueno", dijo Randy Levine, presidente del equipo. "No bateamos. ¿Por qué no bateamos? Desconozco la respuesta. Creo que este es un equipo de reconocidos bateadores profesionales y, salvo algunos, nadie bateó".

"No creo que tenga que ver con la edad", agregó. "No creo que tenga que ver con el tipo de bateadores que estuvieron ahí. Uno tiene bateadores de contacto que se enfriaron, bateadores de cuadrangulares que se enfriaron, bateadores de ambos tipo que se enfriaron".

Hank Steinbrenner dijo que el equipo sigue comprometido con reducir su nómina para 2014 abajo de 189 millones de dólares de límite para el impuesto de lujo, que tasa valores anuales promedio. Bajo el nuevo contrato laboral del béisbol, los equipos por debajo del límite que pagan participación podrían recibir de vuelta algo de dinero.

"Todavía vamos a hacer más que ningún otro equipo para ganar, pero en algún momento con las nuevas normativas será imprescindible ser un poco más conservadores fiscalmente", dijo. "Ahí es donde tendremos que depender en nuestros jugadores jóvenes, y todavía seremos capaces de conseguir jugadores cuando los necesitamos de vez en cuando".

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


yankeesbeisbol.com