© 2013 MLB Advanced Media, L.P. Derechos Reservados.
PrintImprimir

01/02/13 12:10 PM ET

En busca de las piezas correctas

Cashman, Yankees aún no han terminado de añadir talento

NUEVA YORK - Cuando los altos mandos de los Yankees se reporten a trabajar por primera vez en 2013, lo harán con la encomienda de cerrar la temporada muerta conformando un roster competitivo.

Bajo la dirección del gerente general Brian Cashman, el roster de los Yankees se ha inclinado hacia la adquisición de peloteros veteranos este invierno. Salvo una contratación de peso, los meses de enero y febrero serán importantes para que el club identifique y vaya tras talento complementario.

"Creo que la paciencia es una virtud, y hemos aprendido que si la usamos buenas cosas suceden", dijo Cashman recientemente. "Es un camino más difícil de caminar, pero no siempre es el peor. Hay ocasiones en las que tienes que esperar el momento y el lugar correcto para actuar".

Aparte de haber firmado a Kevin Youkilis a un contrato por un año y $12 millones, los Yankees han pasado la mayor parte de este invierno reteniendo a sus veteranos; los pitchers Hiroki Kuroda, Andy Pettitte y el panameño Mariano Rivera sellaron todos nuevos tratos, como también fue el caso del japonés Ichiro Suzuki. De ese grupo, Youkilis (34 años de edad para el Día Inaugural) es el más joven de todos.

Esta maniobra de añadir una camada de veteranos llega como resultado de una nómina más restringida, que tiene como objetivo quedar por debajo de los $189 millones para el 2014. Cashman ha dejado claro que no se encuentra limitado económicamente para navegar el mercado, pero los Yankees esperan que el ser creativos les dé una ventaja.

En las últimas temporadas, los Yankees han incrementado el alcance de sus escuchas de la vieja escuela, así como de su sistema de análisis de estadísticas de alta tecnología, y esos avances le han ayudado a procurar talento en la recta final del receso de temporada. No temen ir tras jugadores de más edad, algunos con historiales de lesiones, porque pueden estar disponibles al valor indicado.

"Creo que hemos mejorado nuestro sistema de escuchas y nuestra manera de evaluar información estadística", dijo Cashman. "Eso nos pone en posición de tomar decisiones informadas y nos hace mucho más cómodas porque sabemos que en verdad está disponible y qué se puede esperar de esos jugadores cuando los firmar y cuánto estarías dispuesto a pagarle".

El año pasado, los Yankees estaban muy ocupados en febrero buscando pieza útiles. Terminaron firmando a Raúl Ibáñez, un veterano de ascendencia cubana que ayudó al club como jardinero y bateador designado antes de dejar huella en la postemporada. En esa época, también agregaron a los lanzadores Clay Rapada y David Aardsma.

Los Yankees no agregaron al infielder Eric Chávez y al jardinero Andrew Jones sino hasta febrero del 2011. Ambos fueron de ayuda, ya que Jones reemplazó a Marcus Thames, una adición barata que rindió dividendos como bateador zurdo en el 2010.

Los Yankees retuvieron a Chávez y a Jones para el 2012. Chávez brilló ante la ausencia de Alex Rodríguez. Pero Jones no pudo duplicar el éxito que tuvo en el 2011. Una lesión en la muñeca lo entorpeció en agosto y para cuando llegaron los playoffs el club ya no le veía como una opción.

Ese es el riesgo de apostar por jugadores que otros consideran tienen muchas fallas. De hecho, los Yankees han hecho otras contrataciones tarde en el invierno que no han dado resultados. Randy Winn y Nick Johnson fracasaron en el 2010. En el 2011, los Yankees le dieron un contrato al relevista boricua Pedro Feliciano, quien había trabajado de más en antes y no lanzó un solo inning por los Mulos debido a lesiones. El venezolano Freddy García fue de mucho valor en el 2011, pero no tanto en el 2012.

"No creo que sea que nosotros veamos cosa que los demás no ven", dijo Cashman. "Mucha gente tiene acceso al mismo tipo de información y están organizados de la mima manera. Creo que estamos en posición de tomar decisiones mejor informadas. Estamos en una circunstancia en que tenemos una ciudad que es un lugar muy bueno para jugar, con gran apoyo de nuestros fan, con jugadores muy buenos de los cuales no podemos rodear".

Cashman dijo estar consciente de que algunos jugadores han rechazado otras ofertas por la oportunidad de jugar en Nueva York. Los Indios no convencieron a Youkilis y Matt Diaz, quien firmó un contrato de liga menor el mes pasado con Nueva York y espera ser el jardinero derecho que el club necesita, dijo que su sueño desde la niñez ha sido jugar por los Yankees.

"Ha sido una ventaja para nosotros", dijo Cashman. "Muchos equipos ven lo mismo que vemos nosotros. Nosotros nos hemos beneficiado porque se trata de los Yankees y ese es un jugar excepcional para jugar".

Después de un decepcionante final en la Serie de Campeonato de la Liga Americana, los Bombarderos tendrán que convencer a sus fan de que el roster del 2013 es superior al que fue barrido por los Tigres en octubre.

En ese sentido, Cashman diría que la mejora del roster está incompleta en estos momentos, pero los Yankees confían que pueden agregar piezas de impacto en enero y febrero.

"Es muy pronto para decir si hemos mejorado o no", dijo Cashman. "El equipo del año pasado ganó 95 partidos y tuvo muchas lesiones. Aún estamos armando una escuadra para el 2013, así que no estamos en posición de hacer una comparación en cuanto a cómo lucirá el equipo del 2013 a diferencia del 2012. Es demasiado pronto en el proceso para este tipo de debates".

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación del Major League Baseball ni sus equipos.


yankeesbeisbol.com